El volver

A mis ojos bella es la letra nocturna, la luz tenue y el cigarrillo de mi juventud.

Recordar las notas pasadas pulsadas por mis dedos en los trastes de mi guitarra,
cuando la lluvia se encargaba de amenizar las noches frías en las que escribía.
Recuerdos claros corren a mi mente, como corría tras el apasionado amor juvenil,
cuando amé sin dudar, cuando de verdad amé. Cuando creí amar desde mi sangre,
aquellos rizos eternos y el rostro pálido de quien fue la única, a quien recuerdo ahora;
como en aquellas noches sonámbulas en las que el amanecer iluminaba las noches.

Como habría de olvidar los primeros pasos de este camino de oro que he forjado,
a costa de sangre viva derramada en estas letras; este espacio mínimo…
Los rostros de mis amigos fieles, como olvidarlos. Hoy día ocupados.
Cómo no habría de darme una vuelta por el corazón un rato, a ver si mato el tiempo escribiendo…

Como no amar la débil luz de mi lámpara, que ilumina el cuarto oscuro de madrugada,
que ilumina este sentimiento bello de sentir que vivo. Bello sentimiento vivir y contemplar esta noche de nuevo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: