¡Recítame!

Como todas mi corazón rompiste

quebraste la magia de una ilusión

Decepción

¿Qué otra palabra usaría?

No espero ser bueno en esto, ¡espero decir lo que siento!

¡Vulgar!

¿Qué más podría decir?

¡Good Bye!

Mis noches esperaban algo de sensibilidad, no otra mujer de piedra.

No otra mujer de barro.

No otro icono que aparenta sentir la vida.

¡Por favor!

¿La vida?

¡Sentir!

¡El dolor!

¡Qué placer!

¿Cuándo pude sentirme más vivo que hoy?

El dolor se encargó de traerme de vuelta,

soltando las ataduras de la indeferencia,

convirtiendo en hombre al infante.

¿Tú, sentir?

No quiero máscaras,

no quiero telones entre nosotros,

¡Quiero pasión!

¿Cuán lejos se ha quedado tu corazón, por ahi atascado en algún hombre infame?

¿Cuán lejos te quedaste de este poeta que emite sus alaridos por los tejados del mundo?

Me atribuyo cada sentimiento,

cada pelo erizado del momento en que te ví acompañada.

¿Acaso buscabas mi muerte?

¡Pues no! ¡Bajo el dolor vivo!

Los colores de mi sangre inundan las palabras escritas

recitadas.

Recítame.

Recítame.

Como si fuera la última vez; recítame.

¿Podrás comprenderme mujer? ¿Podrás?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: